¿Un piano, un teclado o un órgano?

Comparaciones en cuanto a su aspecto:
La cuestión de la apariencia mueve ciertamente la escala hacia el piano acústico, con su capacidad para encajar en la decoración de su habitación debido a su valor mobiliario. La mayoría de los teclados no tienen un mueble real; los que sí tienen suelen parecer de plástico y artificiales. De hecho, la experiencia a lo largo de los años muestra que el gabinete es un factor importante que le da al piano gran parte de su valor de reventa, ya que muchas personas “compran con sus ojos.”

Algunas conclusiones:

Puede ser imposible calcular los efectos relativos de un piano frente a un teclado en el interés de su hijo en continuar con tocar el piano. Se sugirió que un verdadero piano reforzará el compromiso de tocar y aprender, mientras que un teclado, con todos sus aparatos electrónicos, puede parecer más un juguete o un artículo sonoro de novedad, sólo para ser abandonado una vez que el niño se canse de sus diferentes sonidos y ritmos. Sólo usted puede equilibrar todas las consideraciones anteriores, al hacer la elección de un piano o de un teclado. Pero cuando la elección está hecha, es posible que estés al menos feliz contigo mismo sabiendo que haz ralizado tu tarea luego de hacer una última prueba: la compra de un fino instrumento musical que de hecho puede sobrevivir y que puede transmitirse a la generación siguiente.

Share








Un comentario to '¿Un piano, un teclado o un órgano?'

  1. SYLVIA - abril 18th, 2008 at 11:54 pm

    interesante gracias


Deje un comentario