El ritmo y la rítmica musical

El primer paso para comprender los ritmos al tocar el piano es memorizar varias notas musicales y sus “valores”. No necesitas entenderlos por ahora, pero es información bastante útil, estas son las tres notas más comúnmente utilizadas:

Las notas musicales y los ritmos

Allí vemos la blanca con y sin puntillo, la negra y la corchea. Es confuso pensar que una nota puede representar un medio o un tercio de un compás y tal vez te preguntarás por qué una nota que dura un compás entero es llamada negra, según el caso. ¿Por qué no se llama nota entera? Esto se debe a que nombramos a las notas basándonos en la duración de tiempo en que se tocan dentro de una medida y no en cuantas de ellas hay dentro del compás.

Generalmente les digo a mis estudiantes que piensen en un compás como una torta entera, que puede ser cortada en cuartos (4 piezas), octavos (8 piezas), y así sucesivamente. Una nota entera es llamada así pues se toca durante un compás entero. Un cuarto de nota es llamado así porque un cuarto de nota completo ocupa exactamente un cuarto del compás.

Ahora que entendemos por qué las notas son llamadas así, veamos el gráfico nuevamente:



Dividir un compás en octavos y dieciseisavos de entrada mientras estás tocando el instrumento puede ser bastante difícil, por no decir casi imposible, especialmente con ritmos complicados. Por ello es mucho más útil comenzar con ritmos sencillos. El paso siguiente es contar con ritmo.

Contando rítmicamente
Recuerda que los compases y tiempos pueden contarse con un metrónomo. Tan regularmente como puedas, intenta contar hasta 4 de este modo: 1–2–3–4, 1–2–3–4. Repite el conteo una y otra vez. Debes lograr que cada número quede proporcionalmente espaciado uno de otro. No debes contar de este modo: 1–2…3–4.
No importa cuan rápido cuentes, mantén los números proporcionalmente espaciados.


Estás contando 4 tiempos en un compás, por lo tanto cada número es el valor de un cuarto de nota (una negra). Ahora, mientras cuentas, aplaude sólo cuando digas “1”. Mantén tus manos juntas hasta que digas “4”, para simular que sostienes la nota, luego vuelve a aplaudir. Ahora estarás tocando una nota redonda.

Ahora usaremos nuestras manos como instrumento, también puedes intentar con los pies o la punta del dedo. Ahora aplaude a cada conteo. Estarás tocando notas negras.

Continúa contando 1234, pero aplaude una vez más entre cada número. Te ayudará decir “1 y 2 y 3 y 4 y 1…”. Una vez que lo logres estarás contando en corcheas. Haz logrado dividir el pastel en 8 piezas.

Lecciones anteriores:
El teclado del piano

Tocar jazz en el piano
Tocar de memoria
Tocar blues en el piano

Tocar el piano de oído

Menú de navegación:
Home Piano Mundo: Nuestra home.

Entradas recientes
de nuestro Blog: